lunes, 26 de noviembre de 2007

Meteorología chavista

En ninguna colección de clásicos contemporáneos del humor que se precie debería faltar uno de sus más imaginativos –aunque involuntarios- cultivadores: el chavismo. Lamentablemente la mejor prueba que he encontrado (en Los Miquis de Miami) es obviamente falsa. Y lo lamento porque nada representa mejor ese afán pedagógico del chavismo empeñado en convertir a todos los venezolanos en niños de dos años y encima hacerlo pasar por desvelo por su pueblo que esta pancarta (o cualquier discurso de Chávez con la diferencia que esta pancarta es más breve).

2 comentarios:

Jesuses dijo...

Bueno, yo veo eso como jodedera. No creo que nadie vea a los demas tan imbeciles como para merecer un cartel como ese. Y mirandolo bien, creo que el sentido del humor puede que marque una diferencia entre el chavismo y el castrismo, pues de todos es sabido que el humor no es algo que haya hecho feliz a nuestro comandante, como buen acomplejado hijo de familia. Si no que le pregunten a Pototo y Filomeno, o al propio Enrisco, que debe tener su experiencia en eso de hacer humor bajo la dictadura del proletariado.

Anónimo dijo...

Enrisco compay, que bien se ve que lo tuyo es la escribidera y la habladera pero que de tecnología, NPI. Hombre, no has podido reconocer que ese artilugio es el sistema análogo de "backup" que entra en funcionamiento cuando fallan las computadoras y los satélites del servicio nacional venezolano de meteorología. Si la palabra "integrado" en el título sobre el tablón te da la clave.


Miguel en puertorro...