miércoles, 25 de febrero de 2009

¿Por qué protestar?

Evitemos hacerlo por inercia. Aunque parezca que sobran razones pensemos de nuevo por qué ir a protestar este domingo frente a la Misión cubana ante la ONU (Lexington y la 38). Porque debemos saber que por mucho que les gritemos a unas ventanas cerradas no conseguiremos convencer al gobierno cubano que luego de 50 años es hora de pasar a retiro. No creo que el domingo se repita el milagro bíblico de Jericó y más teniendo en cuenta que no contamos con la presencia de ningún trompetista. ¿Por qué protestar entonces si además de la incomodidad y el frío se corre el riesgo de quedar marcados para siempre y que nos nieguen la posibilidad de volver a ver a un pariente enfermo o el malecón? Y ahí aparece la que para mí es la primera razón; hacer que se enteren que el el miedo no les funciona lo suficiente.

En el documental “Nadie escuchaba” un antiguo preso político explica en qué consistían las gavetas: unas celdas de 50 centímetros de ancho un metro ochenta de alto y 2 o 3 de profundidad en la que embutían a cinco o seis prisioneros durante meses. Ellos se esforzaban por resistir allí sin doblegarse. ¿Por qué resistieron tanto –pregunta el periodista- si nadie se iba a enterar si aguantaron o no? “Para convencer a los carceleros de que las gavetas no funcionaban y desistieran de seguir encerrando gente allí”. Pienso que pararse dos horas en una acera carece del más leve heroísmo pero tiene una utilidad similar. Convencer al régimen que hay en Cuba que el chantaje nunca funcionará del todo, de que el miedo no nos puede controlar eternamente. No hay que ser siquiera especialmente anticastrista. Basta que uno quiera defender el derecho a protestar.

Pero hay otra razón todavía más decisiva. Incluso si la gran mayoría del pueblo cubano está dispuesta a vivir bajo el castrismo por siempre jamás porque le resulta impensable renunciar a sus encantos es responsabilidad nuestra defender los derechos de esos que dentro de Cuba se han atrevido a disentir. Somos los exiliados -junto a los familiares y amigos, la prensa extranjera (poca) y las organizaciones internacionales de derechos humanos- la última defensa que les queda. Somos los exiliados -los cubanos menos expuestos a las represalias- los más interesados en hacerle saber al régimen cubano que esa minoría que se ha atrevido a disentir no está sola porque de sólo imaginarse que nos es indiferente su destino, que pueden actuar sobre ellos con impunidad absoluta, quedarán totalmente expuestos a los bajos instintos de sus carceleros. Si esas razones no son suficientes entonces concedo que protestar no tiene sentido.

19 comentarios:

bustrófedon dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
bustrófedon dijo...

Me pongo el sombrero... para quitármelo ante tus razones. Diste en el clavo.

Un abrazo,
Alexis

CLD dijo...

Excelente comentario, Enrisco.

Abraham dijo...

Amen!!!!

freecuban dijo...

esta es una razon mas
http://www.youtube.com/watch?v=KU4u8lsLblM&feature=channel_page

luisc dijo...

Henry, desde el indiferente sur, estoy con uds. allá arriba.
Luis Casacó.
Montevideo.

J.Campos dijo...

Así es, Enrisco.

Tienen todo mi apoyo. Un abrazo a todos los anticastristas, donde quiera que estén.

Güicho dijo...

Eso es.

Guamá dijo...

Apretaste Ulises!

Mas claro ni el agua!
Alexis, Enrisco y todos los new yorkers, aunque lejos estare con ustedes.

saludos!

Lauzan

Eufrates del Valle dijo...

Enrisco, como te dije por telefono, tengo fracturado el perone y no voy a poder asistir personalmente, pero participaran personas allegadas en representacion de El Imparcial Digital. Muchos exitos!

A Cuban In London dijo...

Desde la capital britanica les mando mi apoyo.

Saludos desde Londres.

BARBARITO dijo...

Desde España mi apoyo y solidaridad, de todo corazón.

Inesita Correcalle dijo...

A mí también me gustaría estar aunque fuera solo por el hecho de no haber podido (o no haberme atrevido) a protestar en la Habana. Además, es inenarrable lo que se siente en medio de una multitud que siente lo mismo que uno, como cuando se anunció que el Coma dejaba temporalmente el poder. Gran parte de Miami se lanzó a la calle 8 a celebrar, yo entre ellos. Y después ¿qué? Más de lo mismo con lo mismo.
Pero aunque es cierto que nada va a cambiar por más protestas que se convoquen y se realicen, estas no estas de más. Aunque sea como el curro.
Tu post ha sido, como tantos otros, para guardarlo en la memoria. Razones para la protesta sobran. Pero no dejo mi teoría de siempre: aunque las razones aumenten y sobre y sobren, nada va a cambiar. Las famosas gavetas no dejaron de usarlas porque los presos resistían. NO! Simplemente, las cambiaron por otro tipo de celdas, o a lo mejor lo que le cambiaron fue el color.
Y dejémonos de sueños: la tragedia cubana sólo le importa al pueblo cubano. NI a EEUU, ni a la Unión Europea, ni a los países subsaharianos, ni a los escandinavos. Hemos sido siempre peones en el ajedrez de la política. Pobre nación cubana!!!

Anónimo dijo...

Enrisco... En riesgo... Cuanto aprecio ese comentario. Creo que viniendo de una persona que es locuaz y coherente a la hora de escribir, carece de algo: extension. Esto que te digo en verdad un elogio y una invitacion a que escriba algo quizas mas extenso, ahondando mas en el tema. No importa que no llegue a tiempo para esta demostracion (evito usar la palabra manifestacion o protesta, pues de inmediato pensamos en la obligacion de tener que hacer acto de prsencia o de lo contrario ser mal visto).
Yo he hablado en persona con varios amogos, todos con formacion profesional y cierto nivel intelectual. Es deprimente constatar que, con la exepcion de uno, los otros me preguntaban y (o) comentaban:
1 Una manifestacion? Por que?
2 Y eso que va a resolver?
3 Los cambios no vendran de afuera, vendran de adentro.
4 Y quien lo organiza? Fulano de tal? Ah, ese se cree ser el proximo Fidel Castro!
5 de demostraciones ya tuvimos suficientes en Cuba.
Etc...

Desafortunadamente tambien he podido constatar que muy pocas personas saben de esta futura demostracion. Quizas seremos pocos los presentes, pero sera.

Incito a los participantes a no gritar, y si es posible a ni siquira abrir la boca. Imagino una multitud silente, justo el opuesto de las multitudes vociferantes que una vez fuimos o nos hicieron ser.
Se acuerdan de la cancion popular que decia "No me grites, que no hay por eso mas razon en lo que dices"

Saludos a todos! Evolucionariamente!
AlejLopez

enrisco dijo...

Ale: esas mismas preguntas me han hecho a mi y eran las que trate de resolver. como no se trataba de analizar sino de convencer a los mas convencibles trate de buscar contundencia en la brevedad. no vas a ir? pensaba que si. de cualquier manera puedes hacerle llegar el texto a cualquiera de esos amigos quizas no tanto para convencerlos de nada pero si para que piensen una vez mas en el asunto. un abrazo.

Anónimo dijo...

SI VOY. Desde luego. No importa si son cuatro los que asisten. como ya le mencione a Alexis Romay, yo estoy preparando una intervencion para hacer en las calles en la primavera. Algo que en terminos de arte pudiera llamarse "performance" (desafortunadamente no ha habido un termino en espanol que pueda reemplazar al original del Ingles en nuestro idioma con satisfaccion). Esto es algo que se va a llamar "El Arca de No El". Y es mi pequeno homenaje al "caballo" por sus 50 anos bla, bla, bla..
Esto lo voy a hacer solo, con la exepcion de una persona que documentara el evento en fotos y otro para video. El publico sera los miles de transeuntes que salen a borbotones a las calles de Manhattan en la primavera.
Con esto te quiero decir que, si somos solo cuatro los presentes, es mas que suficiente. Lamento mucho la indiferencia de tantos otros amigos que se que quieren como yo cambios para Cuba, pero que son incapaces de entender que ellos son parte de ese cambio.

Que triste la imdiferencia y apatia de tanta gente! Todos celebran la valentia de los blogueros dentro de Cuba. Tambien celebran que los "Porno para Ricardo" hablen del modo en que lo hacen. Sin embargo, a mas de mil millas de Cuba son incapaces de al menos pararse en la esquina de la embajada Cubana para mostrar que estan aqui, aun descontentos con las arbitrariedades que "nuestro" govierno comete con los Cubanos (dentro y fuera de la Isla).

Supongo que a esto hay que decir: "tenemos lo que merecemos".
Un saludo. Nos vemos el Domingo.
AlejLopez.

Cero Circunloquios dijo...

Excelente comentario Enrisco!!!
Niurki

Omar dijo...

Me gustaria estar ahi. Me pasan un monton de cosas contradictorias por la mente, pero ya se que eso es ruido de fondo.

Suerte

BARBARITO dijo...

...me gustaría tanto tener buenas noticias de la Maifestación de Nueva York!!